The Strokes – Comedown Machine (2013)

Comedown Machine (en español: Máquina de decepciones) es el quinto álbum de estudio de la banda de indie rock estadounidense The Strokes, programado para lanzarse el 26 de marzo de 2013 en los Estados Unidos y el 25 de marzo en el Reino Unido, exactamente dos años después que su anterior disco, Angles. Los sencillos extraídos fueron One Way Trigger (como adelanto al álbum) y All the Time.

Cover

  1. Tap Out; progresión natural. Curiosamente uno de los primeros temas que escuché de The Strokes, y al principio no me decía gran cosa. Se nota el progreso de la banda en comparación a Angles, metiendo más sintetizadores y con ritmos más lentos y ochenteros.  No es de mis favoritas, y me sigue sin decir gran cosa, pero el solo de guitarra no está mal. 6/10
  2. All the Time; gran sorpresa. Uno de los temas que menos he escuchado del álbum, y que últimamente me ha sorprendido para bien, con un sonido bastante más movido y caracteristico de la banda que lo que esta por venir. De momento no puedo valorarla demasiado, pero puede que de aquí a un tiempo se vuelva de mis favoritas del disco también. 7/10
  3. One Way Trigger; más y menos. Una canción en la que todos estamos de acuerdo; uno de los temas de The Strokes que menos suenan a The Strokes, pero que a la vez, es un gran tema. Muchos seguramente solo salvarían esta canción del álbum. En mi caso, si, es mi favorita, y de mis favoritas de la banda en general. Escuchar a Julian cantando casi toda la canción en tonos agudos y falsetos fue toda una novedad. Que en mi caso me encanta. 9/10
  4. Welcome to Japan; canción revelación. Esta es de las pocas canciones que realmente mejoraron cuando volví a darle escuchas al álbum. Por algún motivo al principio no me decia nada, pero ahora es de mis favoritas del álbum, con un riff y estribillo pegadizo, pasaría totalmente como una canción de Angles más. Como contrapartida a One Way Trigger, en una parte de esta canción Julian canta bastante más agudo. 9/10
  5. 80’s Comedown Machine; indecisión. Una de las canciones más lentas de The Strokes, por no decir la que más, además de ser la más larga y la única que llega a los 5 minutos. Pero para muchos, eso es incluso demasiado. Yo estoy de acuerdo en que se me hace muy larga, y que tal vez hubiera funcionado mejor como un interludio del álbum de 2-3 minutos. Sea como sea, no es una canción que me disguste tampoco, y la prefiero a otras del álbum. 7/10
  6. 50/50; la otra cara de la moneda. Sin duda la canción más cañera del álbum, por no decir la única. Inevitablemente me recuerda a una segunda parte de You’re So Right, y me recuerda mucho a Nirvana. Una de las más infravaloradas también del álbum, ya que si eres de los que te gustan el The Strokes de antes, esta tal vez sea la única que salves del disco. 9/10
  7. Slow Animals; vuelta a la realidad. Una voz floja de Julian al principio de la canción, con otra intro lenta no te hace esperar una gran canción. Pero el estribillo me gusta, y me parece bastante original, aunque a la vez me recuerda a algún otro grupo. Por lo demás la verdad es que no es una canción que destaque demasiado, una norma bastante común en este álbum. 6/10
  8. Partners in Crime; destellos ligeros. Otro tema que te puede recordar algo a Angles. Con un buen riff de guitarra, pero que tampoco me dice gran cosa, además el estribillo no me gusta demasiado. Una canción que aparentaba ser algo diferente y más movido lo joden con el autotune en el estribillo… 6/10
  9. Chances; ¿más de lo mismo? empieza también bastante lenta, pero en este caso me gusta como progresa la canción. Es más, la forma de cantar en esta es de las que más me gusta del álbum, al igual que la letra. Aunque como Slow Animals también me recuerda (sobretodo en el estribillo) a otro grupo. Una de las que menos me decía al principio, ahora le voy cogiendo cada vez más gustillo, y eso que es de las más lentas del álbum. 7/10
  10. Happy Ending; ni es el final, ni es tan feliz. Que curioso que el álbum no termine con la canción ‘final feliz’. Seguramente pocos se queden con esa sensación. Yendo al grano, otra de las pocas canciones que he visto ser minimamente alabadas del disco. Siendo una mezcla de sonidos entre el ya nombrado disco anterior y este. Aunque como la mayoría tampoco me diga gran cosa, al menos esta la escucho más a gusto que otras. 7/10
  11. Call it Fate, Call it Karma; regreso al siglo XX. The Strokes acercándose a géneros insospechados. Extraño cuanto menos. Una forma lenta y agradable de cerrar el álbum, cerrando uno de los álbumes que no te dejarán indiferente, o te gusta o lo odias. Siendo imparcial, entiendo ambos casos, ya que si lo comparamos con Is This It ¿que c*** acabamos de escuchar? pero las comparaciones nunca fueron buenas. Este tema resume esa sensación del álbum, o te gusta, o la odias. 8/10

Poco queda de decir de este álbum que no haya dicho hasta el momento. Un momento de inflexión y de reflexión en la carrera de la banda. Para muchos el título del disco no pudo haber sido más adecuado ‘maquina de decepciones’. Para otros (yo incluido) fue una buena forma de ver a The Strokes haciendo cosas que no imaginarias que fueran a hacer los propios The Strokes. Más bien hasta te puede hacer pensar que estás escuchando un nuevo álbum en solitario de Julian Casablancas.

está en la colección-
-nota final 7’1-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s